Eutanasia e incineración

Eutanasia e incineración

Nuestras queridas mascotas son uno más de la familia, por lo cual es lógico que su muerte pueda ser un episodio muy traumático para sus dueños. En nuestra clínica les podemos ayudar a tomar esta difícil decisión cuando no hay más opciones terapéuticas y les acompañamos durante todo el proceso. Después de todo lo que ellos nos han dado, nuestras mascotas se merecen un final digno y sin dolor.

Después de tomar la decisión, el procedimiento es el siguiente: se le aplica un sedante y después un anestésico intravenoso a dosis muy altas que primero duerme al animal y luego le provoca una parada cardiorrespiratoria. De esta manera, el proceso es rápido, controlado, sin estrés e indoloro.

La recogida posterior del cuerpo lo realiza una empresa externa (Incimaex), que se encarga de su incineración. Pueden elegir entre dos opciones de incineración:

  • Individual, en la cual se les entrega una urna con las cenizas de su mascota y un certificado de incineración
  • Colectiva, en cuyo caso se les entrega solo el certificado